Premios
Dora de Ampuero: Premio una Vida por la Libertad 2017
2017-10-01 a 2017-10-09

Desde 2010 Caminos de la Libertad entrega anualmente el premio Una Vida por la Libertad a personalidades de la vida pública, académicos, activistas y tomadores de decisiones que han dedicado su vida y carrera a defender las ideas de la libertad, o que se encontraron en momentos históricos relevantes y lograron encabezar cambios que se tradujeron en mayores libertades para un gran número de personas.

El primer homenajeado con este premio fue el exmandatario español Felipe González, quien asumió la presidencia de su país tras el gobierno de transición que siguió a la dictadura de Francisco Franco, él junto con Mijaíl Gorbáchev, quien recibió el premio en 2012, ambos políticos encabezaron cambios importantes en sus países que ayudaron a convertir dos naciones víctimas de regímenes totalitarios en democracias con un mayor número de libertades.

Un papel semejante al de ellos fue el que jugó Vaclav Klaus, nuestro ganador en 2013. Klaus fue uno de los líderes de la llamada Revolución de Terciopelo, un movimiento social pacífico que logró derrocar al gobierno socialista checoeslovaco y que ayudó a convertir a ese país en dos naciones prósperas y libres. Como presidente de la República Checa, Klaus impulsó políticas de apertura de los mercados y una mayor cantidad de derechos políticos y civiles para sus ciudadanos.

Mario Vargas Llosa, ganador del premio en 2011, premio Nobel de Literatura, político y activista peruano que ha ayudado a romper con muchas de las preconcepciones que existen alrededor de los artistas latinoamericanos, mientras muchos de sus contemporáneos de la generación del  “boom” han sido defensores de los regímenes totalitarios de izquierda, Vargas Llosa ha sido un defensor de las libertades, en su arte, en su actividad política y como presidente de la Fundación Internacional para la Libertad.

Niall Ferguson se convirtió en 2014 en la persona más joven en recibir el reconocimiento, su obra como historiador ha sido fundamental para mostrar que, en el desarrollo de las civilizaciones, la libertad es un ingrediente sin el cual no se pueden formar instituciones que permitan a las sociedades alcanzar una mayor prosperidad, ejemplo de esto es la obra de nuestro homenajeado en 2015, Arnold Harberger, quien como profesor en la Universidad de Chicago y en UCLA, entrenó a una generación de tomadores de decisiones quienes fueron la vanguardia en una verdadera revolución ideológica en América Latina durante los años 80 y 90. La cual amplió de manera extraordinaria las libertades económicas y con ello la prosperidad de muchas naciones de la región.

No se puede describir el movimiento contemporáneo a favor de la libertad sin uno de sus arquitectos, el estadounidense Ron Paul, quien recibió el premio Una Vida por la Libertad en 2015, sus campañas políticas en 2008 y 2012, causaron un renacimiento en las ideas de la libertad atrayendo al movimiento a un número sin precedente de jóvenes, dando lugar así a una nueva generación de luchadores a favor de la libertad en el norte de nuestro continente.

Dora de Ampuero, nuestra homenajeada en 2017, es un caso especial dentro de nuestros premiados, no solo será la primera mujer en recibir el galardón, también es una de las personas cuya obra abarca muchos rubros. Siendo una incansable académica y activista, ha formado a varias generaciones de liberales en Ecuador, pero también ha impulsado cambios reales en la política de su país cómo la dolarización.