Reflexiones
De una forma cruel e irracional, los Estados Unidos desprecian el capital humano
2017-12-07

Siempre he considerado que el capital humano es la forma de riqueza más importante que existe y, a través de la inmigración, los Estados Unidos se han beneficiado históricamente de este extraordinario capital, sembrado en otras tierras.

Por ello muchos nos hemos sorprendido por la forma en que la Casa Blanca desprecia una fuente de riqueza tan valiosa como los llamados Dreamers. Se trata de un grupo de millones de jóvenes que nacieron fuera de Estados Unidos y que fueron llevados por sus familiares a vivir a ese país antes de cumplir la mayoría de edad.

Los Dreamers representan naturalmente un extraordinario acervo de capital humano y el sentido común nos diría que deben ser altamente valorados. Pero no es así: por razones incomprensibles, este espléndido grupo de jóvenes ha sido tratado con indiferencia, o incluso desprecio, por la Casa Blanca.