ENLQ67QTTJAJ7H6TOFYWXOYF4Q.jpg
Reflexiones

Condenar las violaciones de DDHH no es cuestión de ideología, sino de principios / Miguel Pizarro

Las dictaduras no son mejores por ser de derecha o peores por ser de izquierda, ni viceversa; las dictaduras son dictaduras, sin apellidos

El informe de la Misión Internacional Independiente de Determinación de los Hechos (FFM, por sus siglas en inglés) que narra decenas de violaciones a derechos humanos cometidas por el régimen de Nicolás Maduro y sus funcionarios ha recorrido el hemisferio, marcando un antes y un después en la historia de Venezuela y en la búsqueda de justicia; así como lo han hecho también los informes y actualizaciones de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos (OACNUDH) que visibilizan y verifican las denuncias de más de 2000 ejecuciones extrajudiciales en lo que va de 2020, abuso de poder, presencia de grupos irregulares en el territorio nacional y violencia y ecocidio en el Arco Minero del Orinoco, entre muchas otras tragedias.

Apenas la semana pasada, en el seno del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, 59 países patrocinaron una resolución que dio prórroga al mandato de la Misión y de la OACNUDH por dos años más para investigar la situación en Venezuela. La resolución A/HRC/45/L.43 fue aprobada con 22 votos a favor, incluyendo el voto de la República Argentina, cuyo embajador, Sr. Federico Villegas en su explicación de voto afirmó ciertamente: “Entendemos que los derechos fundamentales de todos los venezolanos deben prevalecer por sobre otras consideraciones”.

Ver más...