papa-3.jpg
Reflexiones

El papa Francisco y la tragedia de los comunes / Alberto Benegas Lynch

Dado que los bienes no crecen en los árboles y no hay de todo para todos todo el tiempo, la institución de la propiedad privada hace que se le dé los mejores usos a los bienes, por su naturaleza, escasos frente a las necesidades ilimitadas

Acaba de publicarse una nueva Carta Encíclica titulada Fratelli tutti para seguir con la fórmula empleada por San Francisco de Asís a la feligresía. Consta de ocho capítulos divididos en 287 apartados impresos en 122 páginas, según la edición original.

Dejando de lado generalidades y lugares comunes, el eje central de este mensaje pastoral consiste en un consejo referido a la propiedad privada. Lo que el pontífice estima es el camino para lograr el bienestar espiritual y material de todos los seres humanos. Pues yerra y se aleja grandemente del blanco, ya que sus consejos indefectiblemente conducen a la miseria, muy especialmente de los más vulnerables. Descuento que esas no son sus intenciones, pero ese es el resultado cada vez que se adoptan recetas como las sugeridas en el documento en cuestión.

Ver más...